blanco-mbolufer
Autoliderazgo

Cómo desarrollar tu Resiliencia personal

Resiliencia es un término que está de moda y, más aun, a raíz de los últimos acontecimientos. Estamos en unos tiempos muy cambiantes, quizás los más frenéticos de la historia de la humanidad. Es por ello que la Resiliencia es una de las soft skills clave a desarrollar en uno mismo y en los equipos para conseguir adaptarse a las nuevas situaciones. Además, es una de las habilidades que más se requiere en las empresas a día de hoy. Si sigues leyendo este artículo, descubrirás cómo desarrollar tu Resiliencia personal.

Qué es la Resiliencia

La vida no es un camino fácil. Es maravillosa en sí misma, sí, pero no está exenta de momentos, situaciones o épocas difíciles que nos complican la existencia.

Es un hecho que no va a ser todo sencillo y que nos vamos a encontrar con dificultades. Es seguro que, más pronto o más tarde, alguna circunstancia nos pondrá a prueba. Y también lo es, que hay personas que son capaces de tomar esos problemas como retos y salir reforzadas de ellos, y otras a las que les cuesta más o sencillamente no son capaces de hacerlo. La diferencia entre el primer grupo de personas y el segundo, tiene un nombre: Resiliencia.

La Resiliencia es un término que originalmente proviene de la física, y que tiene que ver con la capacidad de cualquier material para recuperar su forma inicial después de que se ejerce una fuerza que lo deforma. Pues esto mismo aplicado a las personas sería, la capacidad de hacer frente a las adversidades de la vida, de transformar el dolor en fuerza motora para superarse y salir fortalecido/a de ellas. En otras palabras, ser capaz de enderezarte de nuevo cuando la vida te obliga a doblarte.

Pero lo mejor de todo es que, aunque hay personas que, de manera natural, tienen una mentalidad o actitud más resiliente que otras, esta, como todas las demás habilidades, también se puede entrenar y desarrollar. Sigue leyendo este artículo si quieres saber cómo hacerlo.

Por qué es importante la resiliencia en el trabajo

En el entorno laboral, la resiliencia hace referencia, por ejemplo, a la capacidad de superar problemas. Conflictos en los equipos, crisis de ventas, incidencias con clientes, momentos de sobrecarga de trabajo, situaciones de tensión… Circunstancias, todas ellas que nos hacen perder la confianza, la capacidad de generar soluciones y, en definitiva, nos roban la energía. Las empresas, al igual que las personas, no son perfectas.

No existe organización en la que no haya situaciones difíciles. La diferencia entre las empresas de éxito y a las que no lo son, está en la capacidad de resolver, de adaptarse y de ser flexibles para, como he comentado, enderezarse cuando más parece que se va a doblegar (o romper).

Y si hablamos a nivel personal, la Resiliencia es necesaria en todas las facetas de nuestra vida. En nuestra vida privada ocurren la mayoría de cosas que realmente importan, tanto las buenas como la menos buenas. Ser resiliente nos permite superar cualquier reto que se nos plantee. Y a nivel profesional, hay que tener en cuenta que en el trabajo es donde pasamos la mayor parte del tiempo de nuestra vida.

RESISLIENCIA

En condiciones normales, al menos 8 horas diarias. Si atendemos, por ejemplo, a los datos del Observatorio de Riesgos Psicosociales de la UGT, el 75% de los trabajadores sufre estrés relacionado con el trabajo. La Resiliencia debe ser nuestra “herramienta de cabecera”.

Las características de una persona resiliente

Como reza el refrán, “cada persona es un mundo”. Hay personas que por su carácter son más resilientes o menos resilientes. Igual que hay personas extrovertidas o introvertidas, o descuidas u organizadas, por citar solo algunos factores de la personalidad.

Sin embargo, las personas con mayor capacidad de Resiliencia comparten una serie de rasgos que me parece interesante mencionar:

  • Tienen expectativas ajustadas a la realidad.
  • Están enfocadas en el presente, en el aquí y el ahora y se dejan llevar en menor medida por las distracciones.
  • Son personas con una alta flexibilidad mental.
  • Tienden a ser expresivas y comunicativas.
  • Saben controlar/gestionar sus emociones. 
  • Tienen paciencia, piensan antes de actuar.

Encabezado

BANNER DESCARGAS

Texto banner descargas

Desarrollar la resiliencia: consejos e ideas

Y ahora que ya conocemos de primera mano qué es la Resiliencia, para qué sirve y qué características tienen las personas más resilientes, llegamos al punto clave de este artículo: Qué puedo hacer yo para mejorar mi propia Resiliencia.

Ni que decir tiene que, como cualquier entrenamiento de cualquier habilidad (física o mental), este es un trabajo a medio-largo plazo. No existen (o al menos yo no las conozco) recetas mágicas para ser Resiliente en 24 horas.

Así que, si estás dispuesto/a a trabajar en ello, aquí va mi plan de acción para ti:

RESILIENCIA 2
  • Empieza a ser más consciente de tus capacidades que de tus debilidades. Eres mejor de lo que crees.
  • Busca rodearte de personas positivas, que te transmitan energía y alegría. Todo se ve mejor con una mirada amable.
  • No dejes que el miedo te domine. El miedo es bueno, nos pone alerta. El pánico no. Controla tu miedo y toma las riendas de la situación.
  • Rendirse no es una opción. Persiste, persevera, esfuérzate y lucha. Las más grandes batallas no se ganaron en dos días.
  • Cuida tus relaciones interpersonales. Como dice la célebre frase, “si quieres ir rápido ve solo, pero si quieres llegar lejos trabaja en equipo”.
  • Celebra tus triunfos, las metas alcanzadas, por pequeñas que sean. Todo esfuerzo merece su recompensa.
  • No le des más importancia a los errores de la que realmente tienen. El error es parte de del proceso y del aprendizaje. Supéralo rápido y sigue adelante.

Y si lo que necesitas es promover una actitud Resiliente en tu equipo, estos consejos son para ti:

  • Fomenta las pasiones de los/as colaboradores/as con la formación en áreas de su interés, porque les ayudará a buscar nuevos desafíos.
  • Impulsa la conciliación laboral y el teletrabajo flexible porque aporta mayor satisfacción.
  • Fortalece la cohesión entre los miembros del equipo para mejorar el ambiente y la cultural de la empresa. Facilita que las personas se sientan apoyadas por el equipo y así sepan pedir ayuda cuando la necesitan. Puede resultar de utilidad realizar actividades de Team Building.
  • Fortalece la cohesión entre los miembros del equipo para mejorar el ambiente y la cultural de la empresa. Facilita que las personas se sientan apoyadas por el equipo y así sepan pedir ayuda cuando la necesitan. Puede resultar de utilidad realizar actividades de Team Building.
  • Entrena al equipo para navegar en situaciones inesperadas, ayúdales a gestionar el cambio

Así lograrás crear un equipo resistente, resiliente y con una enorme capacidad para superar cualquier reto que se le presente.

Suscríbete

E-mail *

Responsable de los datos: Marc Bolufer Coach Profesional CPC – 10339
Finalidad: Gestionar los comentarios y solicitud de información
Legitimación: Tu consentimiento expreso.
Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Ver nuestra política de privacidad.
Derechos: Tienes derecho al derecho al acceso, rectificación, supresión, limitación, portabilidad y olvido de tus datos.

Y después de todo lo expuesto, ni que decir tiene que la Resiliencia no es una opción, es una necesidad.

Cada vez son más los profesionales y las empresas que acuden a mi para formar equipos y directivos más fuertes, con mayor Resiliencia y que sean capaces de hacer frente a la época que nos ha tocado vivir. Apasionante, sí, pero cambiante hasta el extremo y exigente hasta el límite.

A través de mis sesiones de Coaching y formaciones en gestión de equipos, cada vez son más las personas que desarrollan sus habilidades y transforman sus vidas, tanto a nivel personal como profesional. Si quieres ser parte del cambio, hablemos, y aprende cómo desarrollar tu Resiliencia personal. Solicita ya tu sesión de asesoramiento gratuita.

modelo ADKAR

Menú